Productos de lactancia: Los 5 productos más necesarios

Las madres experimentadas ya conocen su utilidad, y las madres primerizas no tardarán demasiado en hacerlo. Existen una serie de productos para la lactancia que hacen que la pesada aunque tremendamente gratificante experiencia de criar a un bebé se haga un poco menos cuesta arriba para todas aquellas mamás (¡y papás!) a las que además de todas las ocupaciones que tenían previamente se les ha añadido la más importante de todas: encargarse de que su retoño crezca sano y feliz.

Aquí las presentamos los mejores 5 productos para la lactancia:

El chupete:

A veces ni todos los mimos y carantoñas del mundo pueden tranquilizar a un niño que ha decidido dar guerra. En estos casos el chupete ejerce una suerte de conjuro mágico que tranquiliza al bebé cuando toda esperanza había abandonado a los agotados papis. Además, ayuda a eliminar la nefasta costumbre de chuparse el dedo. Imprescindible elemento, al menos si queremos descansar alguna que otra hora: los chupetes nos harán volver a creer en los milagros. Y si no, preguntad a cualquier madre con un niño mínimamente movido…

Los mordedores:

Estos elementos ayudarán a nuestro bebé a calmar sus pequeñas encías durante el doloroso proceso de la salida de los dientes. Mascando estos suaves mordedores los bebés aliviarán el dolor de los dientes que salen y vienen en toda una suerte de materiales para poder elegir con garantías.

El biberón:

Aunque hayamos decidido dar el pecho a nuestra criatura el biberón se muestra como un aliado imprescindible dentro de los productos de lactancia. Poder dar leche a nuestro bebé con comodidad, sin miradas impertinentes y en cualquier sitio no tiene precio, ya sea con nuestra propia leche o con un preparado específico. A este elemento se le añaden las tetinas, con las que podemos dar un paso más adelante y poder comenzar a darle sus primeros cereales, por ejemplo.

El sacaleches:

Tanto para los usos mencionados previamente, como para aliviar el dolor de los senos, no perder el flujo durante periodos que no se le pueda dar leche al bebé (por toma de medicamentos, por ejemplo)… Sus utilidades son inagotables. Con el complemento del calientabiberones nos aseguraremos de que la leche se encuentre siempre en el punto perfecto de temperatura.

El cojín de lactancia:

Aunque más desconocido es tremendamente útil. Si quieres que tu bebé se encuentre cómodo durante los largos minutos de la lactancia y que tu espalda no sufra durante el proceso, no lo dudes: este cojín será tu aliado más valioso.

Estos son los cinco productos imprescindibles para la lactancia, si tienes cualquier duda consulta con nosotros.